En las semanas anteriores estuvimos hablando sobre algunas herramientas, recursos y elementos a tener en cuenta para gestionar tus redes sociales. También vimos cual era el tipo de contenido más adecuado según la red social. Hoy quiero compartir contigo algunas acciones que podrían ser parte de tu estrategia para las Redes Sociales.

¿Por qué invertir mi tiempo?

Las redes sociales, a pesar de la confusión y algún caos, siguen siendo una forma bastante efectiva para hacer crecer tu marca y tu negocio. ¡Hay más de 3 mil millones de usuarios interactuando en todo el mundo!

¿Cómo gestionar para crecer en las redes sociales?

Dependiendo de tu sector, servicio o producto, creo que hay elementos comunes que deben ser parte de tu estrategia. Aquí te dejo algunos:

Define tus objetivos

Una estrategia correcta y ambiciosa siempre depende de los objetivos que quieres alcanzar. Debes definir tus objetivos analizado lo que tu negocio necesita y además decidir cuál es el propósito de tu presencia en las redes sociales. Recuerda que “cuando una empresa tiene claro su propósito, el mundo exterior viene a llamarle la puerta con oportunidades. ¡He leído que las personas que escriben sus objetivos son 30 veces más exitosas que las demás! No sé qué te parece este dato, pero para mí está claro que con objetivos establecidos es mucho más fácil tener una estrategia de Marketing en las Redes Sociales.

Define tu público objetivo

Algunos Social Media Managers y Community Managers se quejan de que el cliente insiste en querer tener mil seguidores al día en Instagram y mil suscriptores en Youtube. No me parece mal. El problema es que sin definir quién es tu audiencia — como ya lo haces fuera de la red — no es posible tener 1000 seguidores reales. Ni al dia, ni al mes. Sobretodo porque este punto está alineado con el anterior. ¿Cual es tu objetivo? Es posible que tengas en Youtube unos vídeos de superproducción, pero nadie los mira, no funcionan. Esto pasa — muy probablemente — porque el público no es la adecuado. Por eso es importante conocer los datos demográficos e intereses — cuál es su tema de conversación — de tu público objetivo y elegir correctamente la plataforma.

Crea contenido de alta calidad

Este es el elemento más importante de la estrategia. Crear contenido siempre es importante. Si no tienes una estrategia de contenidos robusta, tu estrategia general perderá su fuerza. Tu contenido puede ser en forma de vídeos, textos, imágenes, o simplemente links interesantes, pero debe respetar la voz de tu marca y las tendencias del canal. ¿El contenido de tus posts está captando el contexto?
Entender esto te permite decidir si quieres/debes publicar vídeos divertidos, imágenes de calidad, o simplemente posts informativos. También te permite saber cuál es la mejor hora para publicar y la mejor frecuencia.

Monitorea y Participa

Está muy bien hablar, compartir e incluso comentar, pero, ¿escuchas a la audiencia? En tu estrategia de Marketing en las Redes Sociales es clave monitorear todo lo que sea posible. Hacer el seguimiento semanal, o incluso diario, de tu rendimiento te ayudará a mejorar los resultados. Con algunas de las herramientas disponibles en el mercado podrás saber qué está pasando con tu sitio web, tu blog y, naturalmente con tus redes sociales. ¿Qué se estará diciendo sobre tu marca en medio de tanto ruido?

Monitorea también a tu competencia. Esto te ayuda estar al día de las últimas tácticas y estrategias que están funcionando. ¿Qué hashtags están utilizado? Qué posts les funciona mejor? ¿Qué influencers están compartiendo sus contenidos? ¿Sus empleados son embajadores de su marca? Medir a tu competencia te puede ayudar a fijar, o ajustar tus indicadores.

Automatiza y “Agenda”

Creo que este punto también es clave. Puedes perder mucho tiempo navegando por las redes sociales. Podrías invertir este tiempo, por ejemplo, creando contenido de calidad. Sobretodo si estás en diferentes plataformas. Si tienes mucho contenido puede ser interesante poder beneficiarse de herramientas de automatización como MeetEdgar, o Crowdfire. Son herramientas que te permiten, entre otras cosas, “agendar” la publicación de tu contenido, e incluso hacerlo de forma continua. Esto mantiene tu feed activo y vivo, y tú ahorras tiempo.

Conclusión

Para terminar, y como ya has podido ver, “solamente estar” en las redes sociales no es suficiente. Una buena estrategia, centrada en el objetivo, pero flexible, puede ayudar a mejorar el conocimiento de tu marca, e incluso el SEO, ya que hay millones de usuarios activos diariamente.

Al mismo tiempo permite mejorar la lealtad a la marca, si eres capaz de crear condiciones propicias para el engagement, y también el reconocimiento de tu marca si respondes directamente al usuario y sabes aportar experiencia y experiencias. Eso sí, ¡debes contestar al usuario en menos de una hora!

Fotografía: pexels.com

Originally published at www.itdo.com on December 18, 2018.